Los 10 errores más comunes del Social Media Marketing

135
errores en el social media marketing

Evitando ciertos errores de social media marketing, mejorarás tu rendimiento en las redes sociales.

1. No tener objetivos claros

Abrir una cuenta o una página en una red social es fácil, por lo que muchas empresas lo hacen sin ningún propósito, si no es generar más ingresos. Dado que los objetivos o la estrategia no están claramente definidas, estas empresas tienden a renunciar porque no logran obtener resultados. Y si un perfil o una página no está actualizada desde hace varios meses, no es positivo para la imagen de una empresa.
En resumen, identifica claramente el sentido antes de empezar a crear tus medios sociales. ¿Es para promover tu marca? ¿Para hacer la promoción de nuevos productos? ¿ Para crear una comunidad? ¿Para mejorar la comunicación con tus clientes? Aunque todo esto esté relacionado, estos objetivos son distintos, y en función de los aspectos que desees trabajar, tu estrategia será diferente.

 

2. Tener demasiadas cuentas en las redes sociales

Hay muchísimas redes sociales: Facebook, Instagram, Twitter, Pinterest y muchas más. Algunas pueden adaptarse a tu negocio y otras no. Dependiendo de tu campo de actividad, de tu objetivo, de las edades de tus consumidores o de los hábitos de tus clientes, debes elegir si Facebook, Instagram, Twitter o Snapchat es el más apropiado.
Del mismo modo, si no vas a poder publicar regularmente en tus distintas redes sociales no tengas demasiadas. Al registrarte en estas plataformas como profesional, debes tener en cuenta que es posible que no siempre podrás asumir el papel de administrador de la comunidad como esperabas. De hecho, ¿por qué estar en todas las redes sociales si no tienes tiempo para administrarlas y animarlas de manera efectiva?

3. Limitarse a su producto

Si deseas publicar con eficacia en tus redes sociales, tienes que ser original y variar tu contenido regularmente. De hecho, si tu idea es hablar sólo de ti, tus productos y tu negocio, entonces tus suscriptores se aburrirán muy rápido. Las personas buscan conversaciones interesantes, temas en los que se puedan identificar e información adaptada a su propio beneficio y no al tuyo. Compartir contenido que sólo está relacionado con tu marca es un error. No dudes en compartir contenido original y entretenido.
De este modo, las redes sociales sirven más para fortalecer la confianza de las personas hacia tu marca que para hacer cualquier tipo de promoción directa.

4. No invertir en redes sociales

Una marca que no invierte económicamente en sus medios de comunicación social no se da los recursos necesarios para utilizar con eficacia el social media marketing para alcanzar los objetivos de su empresa. Hoy en dia, las empresas que no han evolucionado en este aspecto se ven penalizados. Para obtener buenos resultados a través de las redes sociales se necesita una inversión, por ejemplo, para la creación de campañas de publicidad.

5. Tener recursos humanos limitados

En un entorno económico difícil, las empresas no asignan suficientes recursos humanos para la creación, ejecución y seguimiento de una estrategia de social media. Sin embargo, cada vez más, los medios sociales requieren la presencia constante en muchas redes para la producción de contenidos y para ser capaz de responder de manera eficaz y rápida, lo que requiere mucho tiempo y dedicación.
Pese a ello, con demasiada frecuencia, las marcas no tienen un equipo de ‘community manager’ especializado y utilizan cualquiera de los empleados que ya participan en otra actividad dentro de la empresa.

6. No responder a los comentarios

A los consumidores presentes en las redes sociales les gusta dar sus opiniones y en general disfrutan de la interacción con las marcas, también presente en estos medios.
Aunque parezca extraño, muchas marcas no responden a los comentarios de su público. En el caso de los comentarios negativos, las empresas prefieren evitar su visibilidad e ignorar el problema. Esta actitud es cuestionable. Por otro lado, también ignoran las preguntas e incluso los cumplidos. Es bastante probable que una de las razones sea que carecen de recursos humanos. Es importante saber que los usuarios suelen utilizar las redes sociales para poder interactuar y obtener ayuda de las empresas: quieren ser escuchados y tomados en serio cuando preguntan. Por ello, un consumidor que recibe una respuesta individual de la marca, será un consumidor feliz que no dudará en recomendarte. A todo esto, descuidar sus comentarios o evitar responder a sus preguntas puede afectar profundamente tu imagen.

7. Eliminar o ignorar comentarios negativos

Uno de los mayores errores del Social Media Marketing es eliminar los comentarios negativos.
Cualquier empresa que utiliza las redes sociales para fines de marketing puede ser objeto de crítica, comentarios negativos y no puede permitirse el lujo de eliminarlos. Lo mejor es pedir disculpas. Por lo tanto, es importante mantener la calma y seguir siendo profesional, incluso frente a un ataque infundado y muy personal.
Al responder públicamente, puedes llegar a desviar la conversación a tu ventaja. Ten en cuenta que estos comentarios negativos obviamente no incluyen comentarios abusivos, amenazantes o de odio, estos deben ser eliminados.

8. Esperar resultados rápidos

La construcción de una comunidad en una o varias redes sociales requiere muchos meses. Atraer a los miembros exige habilidad y experiencia. Ganarse la confianza de su audiencia y obtener recomendaciones requiere paciencia. Vender directamente productos y servicios requiere sabiduría.

9. Publicar demasiado contenido

Los usuarios que te siguen es porque les gusta lo que haces. Esto es importante, ya que significa que siguen tu marca y son receptivos. Sin embargo, la lealtad no descarta la posibilidad de que se aburran. Debes actuar con moderación al publicar en tus redes sociales. Incluso si tienes mucho que compartir con tu público, hazte la pregunta: “¿Estarán interesados?
De preferencia, tus mensajes en las redes sociales deben ser regulares y constantes para mantenerte en contacto con tu público y permitir que tu marca sea visible. Sin embargo, si abusas con tus publicaciones, una después de la otra, ¡asustarás a tu comunidad!

10. Pagar por seguidores falsos

¿Sabías que puedes comprar seguidores y “me gusta” en algunas redes sociales? ¿No? Sin embargo, es una práctica muy común. Triplicar el número de seguidores sin hacer nada puede ser tentador, pero este número no significa nada. No les importa lo que digas o lo que hagas. La calidad de tu público disminuye, así como el impacto real de tus publicaciones en las redes sociales. Es una práctica en la que sales perdiendo.
Es cierto que, en el mundo de las redes sociales, el número de seguidores es importante. Pero optar por comprar seguidores falsos tiene varias desventajas: obtienes perfiles que no corresponden en absoluto a tus objetivos, cuentas falsas…
Ten en cuenta que los medios sociales son interesantes para forjar relaciones reales entre tu marca y tus consumidores y no para centrarte en el número de seguidores.

Los medios sociales son una forma eficaz y barata de llegar a los clientes potenciales. Establecer un diálogo agradable te ayudará a largo plazo para aumentar tus ventas. Sin embargo, tus esfuerzos darán frutos con el tiempo, ten paciencia y tu social media marketing se vera dinamizado.